Sara López Rivera, tras el sueño olímpico

Bucaramanga, Cartagena y Estados Unidos, son algunos de los lugares donde Sara ha logrado colgarse 5 medallas de oro, 4 de plata y 3 de bronce. 

“Mi sueño de ser gimnasta comenzó cuando practicaba ballet, allí comencé a hacer rollitos y medialunas. También veía los Juegos Olímpicos por televisión”, expresa la deportista que a sus 10 años compitió por primera vez. Desde entonces, entrena con una dedicación absoluta para incrementar su nivel de competencia. 

Su fortaleza es la modalidad de piso donde ha tenido sus mejores presentaciones, ganando tres oros en 2019, 2021 y 2022. El entrenamiento habitual incluye trabajo lumbar, abdominal, brazo y pierna, parada de manos, medialunas, estiramientos y práctica de aparatos como barra y viga. 

A nivel psicológico, se motiva para concentrarse en sus habilidades y objetivos, un proceso que le ha brindado la confianza y seguridad necesaria para competir y tratar de alcanzar otros propósitos en su vida, como el sueño de representar al país en unos Juegos Olímpicos. 

Mientras tanto, la bella bumanguesa se esfuerza en mejorar para obtener una beca que le permita estudiar y competir en Estados Unidos.

“A quienes inician como gimnastas les digo que las victorias no llegan de inmediato, todo forma parte de un proceso, así que deben disfrutar el deporte y trabajar muy duro para lograrlo”. Sara agradece el apoyo recibido de su familia y su colegio, quienes siempre la han apoyado para cumplir con sus compromisos académicos. 

SARA CATALINA LÓPEZ RIVERA 

Padres: Óscar Alfredo López y Margarita Rivera 

Estudios: Gimnasio Cantillana – Grado 8 

Entrenador: Mauricio Hinestroza 

Gymnastic’s Way

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email